Manuel Moreno Jiménez ‘Manuel Morao’ (Jerez, 1929) recibió ayer la máxima distinción de su ciudad natal que le nombró, a través de un pleno extraordinario, Hijo Predilecto. Toda una vida de dedicación al flamenco y su continua reivindicación de la identidad cultural de la comunidad gitana han sido algunos de los factores que el Ayuntamiento jerezano ha valorado para concederle una distinción que en opinión de muchos compañeros de profesión y personalidades del flamenco «llega demasiado tarde».

Manuel Morao, que estuvo arropado por artistas y familiares, además de personalidades de la sociedad jerezana, tuvo palabras de recuerdo para “los familiares que ya no están conmigo a los que quiero dedicar este reconocimiento, especialmente a mi hijo Juan, a mi mujer, mi compañera en la vida, mis padres, mis abuelos, hermanos y primos”. Igualmente, el artista homenajeado se refirió a “aquellas generaciones de gitanos que lucharon y consiguieron con su esfuerzo y sacrificio que tengamos el sitio que nos merecemos dentro de la sociedad”. Además, deseó que en el futuro «perviva el  flamenco, engrandeciendo el legado de los que nos antecedieron, transmitiendo el arte a generaciones venideras”.

Tras la votación de la propuesta, la alcaldesa de Jerez, Mamen Sánchez, procedió a la entrega al homenajeado de la distinción que lo acredita como Hijo Predilecto de Jerez, tras lo cual la regidora ha ofrecido un emotivo discurso en el que ha agradecido al artista su aportación a una de las señas de identidad más significativas de la ciudad, como es el flamenco. Recordando que es el primer homenaje que concede esta Corporación y precisamente “a un representante del arte flamenco”.

La regidora, que ha señalado su orgullo por “ser la alcaldesa de la ciudad cuna del arte flamenco”,  ha añadido que “hoy tenemos el privilegio de poder homenajear en vida a este genio de la guitarra y del flamenco, porque una persona que ha trabajado tanto, que ha alcanzado hitos tan elevados, y que ha llevado con tanto orgullo el nombre de su ciudad, se merece disfrutar plenamente, como tú hoy lo estás haciendo, de este homenaje solemne, pero también emotivo y lleno de respeto y cariño, que te hace tu ciudad”.

Entre los asistentes estaban conocidos artistas y personalidades del flamenco como el Gómez de Jerez, Pepe Moreno, Antonio Malena, Angelita Gómez, la directora del Instituto Andaluz del Flamenco, María Ángeles Carrasco, además de peñistas reconocidos como Antonio Benítez y el presidente de la Federación Local de Peñas Manuel Moreno. También acudieron personajes relevantes de la sociedad jerezana como Álvaro Domecq.

Como dice Antonio Gallardo en su Soneto a Manuel:

Dime tú, por favor, Manuel hermano
cuando llora por ti la seguiriya,
¿en qué traste colocas la cejilla,
que te duelen los pulsos de la mano?
 
Si tu arpegio es un grito casi humano
Si hasta crujen las neas de la silla…
En Triana, en Cádiz ni en Sevilla
hay quien toque mejor ni más gitano.
 
Tú eres rey de lo alegre y de lo serio;
faraón de una escuela ruiseñora
que conserva en seis cuerdas su misterio.
 
Y es que Dios, que te dio tu sangre mora
te hizo dueño absoluto de un imperio
al nacer de El Morao y La Mahora.