La llegada del nuevo año servirá para alzar el telón de dos de los festivales más importantes del mundo, siempre hablando de flamenco. El primero, el Festival de Nimes, tiene un carácter anual, mientras que el segundo, Flamenco Biennale, se lleva a cabo de una manera bianual.

Nimes será el primero en comenzar, y lo hará este jueves día 12 de enero con ‘Caída del cielo’, una de las últimas propuestas de Rocío Molina. A lo largo de dos semanas, por los distintos escenarios de la localidad francesa pasarán nombres como Dorantes, Rafael Rodríguez, Manuel Liñán, Miguel Ángel Cortés o Vicente Amigo, entre otros. Jerez estará representado por Jesús Méndez, que actuará el día 18, la compañía de Andrés Peña y Pilar Ogalla, que pondrán en escena ‘De sepia y oro’, Premio del Público del pasado Festival de Jerez (17 de enero), y la joven María Terremoto, que se estrena en esta cita el día 21 con la guitarra de Antonio Moya.

El otro gran epicentro estará en Holanda, con la Flamenco Biennale, que una vez más tendrá como sedes ciudades como Amsterdam, Utrecht, Eindhoven, Rottherdam o Den Haag.

La edición de este año arranca el viernes con una coproducción propia ‘Fantasía para violonchelo y flamenco’, un montaje en el que participan, entre otros músicos, la bailaora jerezana Leonor Leal o la cantaora Rocío Márquez.

Otras propuestas serán la presentación del nuevo disco de Tino Van der Sman, ‘Curioso impertinente’, ‘Reversible’, de Manuel Liñán, Pepe Habichuela, el recital de José Valencia o el espectáculo de Isabel Bayón estrenado en la pasada Bienal de Sevilla, ‘Dju Dju’.

Al igual que en Francia, habrá presencia jerezana, en este caso con Alfredo Lagos, que presentará su disco ‘Punto de fuga’, en el que se rodeará de artistas invitados como Diego Carrasco. También estará en la programación uno de los espectáculos más exitosos de la compañía de Mercedes Ruiz, ‘Made in Jerez’.