Rafaela Carrasco y Gema Moneo han obtenido el Premio de la Crítica y el Premio Artista Revelación, respectivamente, otorgados por los críticos especializados mediante votación por su actuación en el XXII Festival de Jerez, celebrado entre el 23 de febrero y el 10 de marzo. Por este mismo procedimiento de votación, Juan Ogalla ha sido distinguido con el Premio Pellizco Flamenco y Manuel Valencia ha conseguido el Premio Guitarra con Alma. Estos dos últimos galardones son de nueva creación y se conceden por primera vez en este certamen.

Rafaela Carrasco -Premio de la Crítica- se ha hecho con el Catavino de Plata y el correspondiente diploma acreditativo que entrega cada año la Cátedra de Flamencología de Jerez -con el patrocinio del Consejo Regulador de las Denominaciones de Origen Jerez-Xeres-Sherry, Manzanilla de Sanlúcar y Vinagre de Jerez- por su espectáculo ‘Nacida sombra’, que se puso en escena el 6 de marzo en el Teatro Villamarta.

En este montaje Rafaela Carrasco conecta su baile con cuatro destacadas mujeres del Siglo de Oro: Teresa de Jesús, la novelista María de Zayas, la actriz María Calderón y sor Juana Inés de la Cruz. El espectáculo tiene como hilo conductor los propios textos de estas autoras clásicas. Escritos y poemas conviven con el cante de Antonio Campos y Miguel Ortega, la música de las guitarras de Jesús Torres y Juan Antonio Suárez Cano y establece un singular diálogo con el baile de Rafaela Carrasco, Florencia O’Ryan, Carmen Angulo y Paula Comitre.

La bailaora jerezana Gema Moneo ha obtenido el Premio Artista Revelación -que concede la Bodega González-Byass- por su espectáculo ‘El sonido de mis días’, que pudo verse el día 2 de marzo en la Sala Paúl, dentro del ciclo ‘Mujeres con Nombre Propio’. Las vivencias familiares constituyen una parte fundamental de este primer montaje con el que Gema Moneo hacía su debut en el certamen.

“Vengo a mostrar el legado de mi familia”, afirmó ante los medios de comunicación en la presentación de su espectáculo. Y es que ella pertenece a una saga -los Moneo- muy vinculada al flamenco. Sobre el escenario de la Sala Paúl estuvo acompañada por su padre, Jesús Agarrado ‘El Guardia’, y otro miembro de su familia: Luis Moneo. A ellos se sumaron el cante de Miguel Lavi, Manuel Tañé y Jesús Corbacho, la guitarra de Juan Campallo y la percusión de Ané Carrasco.

Juan Ogalla -Premio Pellizco Flamenco- obtiene por este galardón unos zapatos de baile profesionales, una gentileza con la que empresa Flamenco Fátima Canca quiere premiar al artista capaz de ofrecer al público un momento indescriptible que transmite una sensibilidad especial. Y el baile de Juan Ogalla, según la crítica especializada, lo consiguió con su espectáculo ‘Bailar para contarlo’ en Sala Compañía, dentro del ciclo ‘Baile con ellos’. Fue el día 9 de marzo y, sobre el escenario, el bailaor gaditano contó con la guitarra de Eugenio Iglesias y el cante de Emilio Florido, Miguel Rosendo y Manuel Gago.

A la lista de premiados también se suma el peculiar toque de Manuel Valencia, Premio Guitarra con Alma que concede la Escuela de Flamenco José Ignacio Franco. Los críticos destacan, en esta ocasión, la actuación del guitarrista jerezano en el espectáculo ‘Baile de autor’ de Manuel Liñán, estrenado el día 24 de febrero en el Teatro Villamarta.

La propuesta concebida por Liñán logró crear una serie de escenas, dando vida propia a cada elemento que formaba parte de ellas. Y la guitarra de Manuel Valencia -al igual que el cante de David Carpio- estuvo a una gran altura. El Premio Guitarra con Alma consiste en una estatuilla -diseñada por el joven artista jerezano Juanma Torres- donde el arraigo a la cultura local se visualiza con un lenguaje actual.